Universidad de los pelaos

Creado en Sábado, 20 Enero 2018

El linguista y literato Carlos Díaz Acevedo sugiere la importancia de contar, en Cartagena, con una "universidad de los pelaos", como sucede en otros casos exitosos en el mundo. Tomado de El Universal.

Por iniciativa de los periodistas Ulrich Janssen y Ulla Steuernagel, en el 2002, en la Universidad de Tübingen, en Alemania, se inició el modelo Universidad de los niños, la cual se celebra anualmente y luego se publica en libros conocidos como “Una universidad para los niños”. Es un proyecto de abrir las universidades a la educación infantil, que con el tiempo se ha desarrollado en muchas universidades, principalmente en países germanohablantes.

La idea se extendió por el mundo y hay más de 200 Universidades de los niños en Europa, y algunas más en América Latina y Canadá. Del éxito de la iniciativa en Europa se creó EUCU.NET (European Children’s Universities Network), una red de instituciones que acogen Universidades de los niños para identificar sus distintos tipos, difundir las mejores prácticas, instaurar criterios de calidad, generar comunicación y colaboración entre universidades y extender el proyecto al resto de Europa y el mundo. Ya está en Colombia y diversas universidades tomaron el modelo de Universidad de los niños, adaptándolo al contexto, y se destaca EAFIT, de Medellín, creadora de la primera Universidad de los niños en el país y en América Latina en el 2005 y vinculada a EUCU.NET. La Universidad Cooperativa de Colombia y la Fundación Universitaria Luis Amigó, también desarrollan aquí Universidades de los niños.

Las que asumieron este modelo se reconocen a sí mismas como universidades que creen en los niños, que los reconocen como sujetos activos en construir conocimiento y en transformar la sociedad, como seres inteligentes, sensibles y creativos, aptos para preguntar y generar conocimiento; como instituciones educativas superiores, de puertas abiertas para los niños sin esperar que crezcan; como instituciones que contribuyen a forjar un mejor mañana.

¿Por qué no extenderla a Cartagena? ¿Por qué no crear y poner en marcha la Universidad de los niños de la Universidad de Cartagena, por ejemplo, bajo el nombre “Universidad de los pelaos Universidad de Cartagena” y el lema “A la altura de los tiempos, de los niños y las niñas de Cartagena y Bolívar”? A la altura de los tiempos de acuerdos de paz, de diálogos, de construir una paz estable y duradera territorial, de participación, de la sociedad del conocimiento y de la información. Y a la altura de los niños, las niñas y sus derechos a ser reconocidos, al conocimiento, a la participación, a la ciudad, información y comunicación, etc.