Uniatlántico o una universidad incapaz de gobernarse a sí misma

Mayo 5/17 Una vez más se aplazó la definición de la elección de rector en propiedad de la Universidad del Atlántico. Tras 44 meses de interinidad y cuando se suponía que todo estaba listo para decidir, uno de los tres aspirantes -el exrector encargado- Rafael Castillo Pachecho, recusó al consejero representante de los gremios en el Consejo Superior, César Lorduy, e hizo que se aplazara para la próxima semana la definición, si es que no salen nuevas leguleyadas para evitar que haya elección formal.

En virtud de lo apretado que está el proceso, difícilmente cualquiera de los tres aspirantes (Prasca, con los egresados; Castillo, con estudiantes y docentes; y Mattar, con los exrectores), pues la mayoría de votos "ya están cantados", y seguramente serán los representantes del presidente o de la ministra de Educación quienes terminen decidiendo.

Según la recusación, Lorduy, del pasado 25 de abril y conocida hasta ayer, es que el representante de los gremios no está habilitado para votar, dado que el Juzgado 11 Administrativo Oral de Barranquilla declaró a principios de noviembre de 2016 nula la elección de Lorduy por parte del Comité Intergremial del Atlántico.

Este fallo se originó en que Lorduy no fue elegido por la mayoría absoluta de los miembros del Comité. En su momento, Lorduy debía ser elegido por siete votos y solo obtuvo cinco.  

No obstante, el 9 de noviembre del año pasado, los representantes de los gremios eligieron nuevamente a Lorduy para integrar Consejo Superior de Uniatlántico.

Pese a que el proceso había sido resuelto. La recusación presentada ayer en sesión del Consejo impide que avance el proceso de elección del rector de la Uniatlántico hasta que se defina si podrá ejercer su voto o no.

Frente a ello, Lorduy dijo que responderá la recusación el lunes y que “en el caso remoto e injusto que se apruebe el impedimento para votar. Esta restricción solo aplicaría para el momento en que se someta el nombre del doctor Castillo a consideración, pero no se me podría impedir votar cuando se someta a consideración el nombre de los demás candidatos, contra quienes no se me ha señalado ninguna causal de impedimento”.

Por su parte, el gobernador del Atlántico, Eduardo Verano, precisó que de haber respuesta a la figura administrativa el día lunes, para el martes (9 de mayo) sería convocado el Consejo de Estado y el Comité Electoral para tomar una decisión.

“Lo que no queremos es que hayan fisuras jurídicas que en un futuro impidieran solidez a la decisión que tomemos ahora”, indicó el mandatario.

Entre tanto, al conocerse esta situación, el alcalde de Barranquilla, Alejandro Char, calificó de “inadmisible y muy doloroso para nuestra Uniatlántico que las artimañas políticas frustraran una vez más proceso de elección de su rector”, publicó el mandatario.

A este mensaje se sumaron otros 6 trinos, en los escribió mensajes como “interinidad rectoral limita gobernabilidad” y “en ausencia de gobierno legítimo la Uniatlántico no progresa y no responde a necesidades y aspiraciones de nuestros jóvenes”.

Adaptación de El Heraldo

Información de referencia: Uniatlántico: Fuerzas polarizadas en torno a la elección de nuevo rector - Mayo 3/17